Una sesión de fotos como una editorial de revista. 

Todas las sesiones que se realizan en el estudio se realizan como si tuviera un encargo para una revista. Trabajo con un cliente de retratos de la misma forma que lo haría para una revista. Es mi forma de trabajar en el estudio. U sesión con un cliente que no es modelo profesional tiene una atención mucho más personalizada, puesto que se hace a gusto de cada persona. Además, mantengo una mayor dedicación con las poses porque me dedico me dedico a guiarles y enseñarles a posar para que tengan fotografías de revista.

Esto es así, porque como has podido leer en mi web, soy fotógrafa de moda y he trabajado para revistas  internacionales como Elle y Glamour entre otras. Se trata de ofrecer retratos con un resultado de calidad y un enfoque de revista de moda. Me gusta ofrecer una experiencia de revista profesional y que cualquier persona que no sea modelo profesional pueda sentirse modelo por un día y tener fotos dignas de poder ser publicadas en una revista.

Voy a explicar cuáles son los pasos para reservar una sesión de moda y cómo organizo las sesiones de moda en mi estudio fotográfico en Madrid. Tanto si eres un chico o una chica puedes realizar una sesión de fotos de moda con resultado de revista.

 

¿Cuál es la mejor forma de contactar el estudio?

El primer paso es llamar por teléfono donde se les explica el funcionamiento de los precios de las sesiones y las fotos. Después les invito al estudio para conocerles en persona y hablar de su sesión. En esta reunión, se hace la consulta del estilismo y les enseño a buscar su vestuario para que se emocionen con su sesión de fotos. Y finalmente, se formaliza la reserva y fecha de la sesión.

 

Entrevista personal y consulta de estilismo

Desde la reunión hasta la sesión, suelen pasar dos semanas según disponibilidad del estudio y para dar tiempo al cliente para que busque su vestuario, se vaya de shopping o rebusque las prendas más fotogénicas de su armario.

 

Pre-producción

Unos días antes de su sesión, les pedimos que nos traigan la selección de su vestuario para poder organizar la sesión con antelación y no perder ni un minuto en la preparación. Organizo los outfits según los fondos, iluminaciones y para pensar ideas únicas según cada estilismo. Las prendas se planchan y se organizan en un circuito donde se hace un recorrido de los fondos y está todo planificado desde el primer outfit hasta el último.

 

¿Qué ocurre durante la sesión?

Las sesiones suelen durar una mañana en el estudio y a veces se alargan hasta la hora de comer. A las nueve y media el cliente se le ofrece un desayuno de cortesía mientras pasa una hora aproximadamente con el maquillaje y el peinado. Éste siempre está pensado para que el cliente se vea favorecido y acorde al vestuario.

En el estudio, se despliega un circuito de fondos y distintas iluminaciones pensadas para cada outfit del cliente. La sesión se organiza desde el primer cambio hasta el último. Se suele empezar por el fondo de fotografía donde todo el mundo sale favorecido pero con el outfit que menos nos gusta. Esto suele ser así porque en el primer look todavía estamos practicando las poses. A lo largo de la sesión el cliente va ganando mayor confianza y se aprende las poses sin apenas ninguna dirección. Es una experiencia intensa pero las horas pasan volando, querrás volver!

 

Para reservar tu sesión de fotos personal puedes contactar el  estudio aquí.